lunes, 15 de octubre de 2012

Prefacio: Mapas, historia y política (4)


En el 37, tras graves disturbios con los emigrantes llega al poder en Gran Bretaña, también en Francia y Alemania. En el 38 el Reino unido renuncia a la Libra. En el 41, primero los cuatro grandes (Alemania, Gran Bretaña, Francia e Italia) proclaman el acta de unificación. Rápidamente se unen Polonia, España, Benelux, Austria y Checoeslovaquia que serán consideradas también fundadores. Después de la firma protocolaria convoca una asamblea constituyente, que elaborará una nueva constitución europea de corte populista. Tras una devaluación brutal del ECU que le deja con nuevo efectivo emitido lanza un plan de obras públicas que incluyen la protección con cúpulas de las principales capitales y la creación de una Nueva Bruselas, elevada sobre grandes columnas encima de la actual, donde solo podrán residir ciudadanos europeos.
Publicar un comentario